Orgón siglo XXI

Fecha: 17-08-2018 10:32 AM

Josue%cc%81 orgon

https://about.me/fernandez.josue

https://www.youtube.com/user/fernandezjosue

“Orgón” fue el nombre dado a la víctima de un charlatán y embaucador, por Jean-Baptiste Poquelin, alias “Molière”, para distinguir al personaje que cede a la manipulación siniestra del protagonista “Tartufo”, en comedia estrenada en Francia a mediados del siglo XVII. Hace 354 años, tal vez como ahora, en la corte del Rey Sol, Luis IV, se denunciaba a la hipocresía existente visibilizando en Tartufo el doblez del sujeto “listo y rastrero, que no dudaría en engañar y aprovecharse de los inocentes que creen en su palabra”, según se registra en algunos textos.

De Tartufo igualmente se resaltaría posteriormente su “aspecto de bufón que hace reír al público, por comentarios acerca de su supuesta pobreza”, de la que duda Dorina −fiel criada de Orgón−,  al describirle como “gordo, colorado, con mucho apetito…”

Para la época del estreno de la comedia el nombre de “Tartufo”, que escondía sus malas intenciones con palabrerías, este encontraba rápida referencia en la trufa, el famoso hongo oculto bajo tierra, y delicia gastronómica de selectos comensales.  Hoy sin embargo la hipocresía, el tartufo también siglo XXI, habría que tragarlo a la fuerza, como purgante, aunque distraídos de manera colectiva, porque los medios de comunicación encadenados se encargan de su repetición con naturalidad desproporcionada, en pantallas súper gigantes, las cuales son el mejor aliado del propagandista Göbbels, en la afirmación de  «una mentira repetida mil veces se convierte en una verdad».

Pero el siglo XXI con la expansión de los medios, igualmente ha vuelto común la realidad del “pez grande que come al más chico”, y el Tartufo que dominaría a “Orgón” en un recodo de la aldea global al comienzo, de repente tropieza por gusto o necesidad con un “Tartufo” mayor que llega para ejercer una prolongada tiranía. El victimario del principio pasaría a víctima en el siguiente acto, y sucesivamente, como ocurriría en la sumisión de República Bolivariana a la Cuba Comunista. “Cara de payaso, boca de payaso hasta el fin, ¡Payaso!” diría Tito Rodríguez, en el álbum Carnaval de las Américas de 1964.

https://www.youtube.com/watch?v=P1Dl9rUa6-0

El libreto de la comedia del “Tartufo” tuvo cinco actos para dosificar las risas progresivas de la audiencia, así como el sarcasmo y la ironía de su autor “Molière”.  Entonces, esas caras de payasos pasaban de un cómico a otro como en comedia buena. En lo que respecta al “Socialismo Siglo XXI”, con el que se embauca al “Orgón” de estos días, por alguna coincidencia también son cinco las muletillas que llenan las pauta de la prensa, radio, televisión y redes sociales oficialistas.

Dependiendo del impacto estimado para un momento dado, la escogencia del orden varia en orden y combinación de alegatos contestatarios, con apartes sobre “la invasión del imperio”, “el magnicidio”, “el bloqueo económico”, “la conspiración de la extrema derecha burguesa, contrarrevolucionaria y capitalista”, y “la patria soberna”. Frases de panfletos que en veinte años ya resultan huecas, sin resonancia, y desapercibidas completamente en escenarios juiciosos locales y extranjeros.

Para terminar hoy, más que un consuelo, la justificación de la espera de los optimistas, porque “al final la vida sigue igual”.  Sandro amplió el concepto cuando cantó que “el tiempo y el destino me han golpeado sin cesar, mas yo sigo adelante, sin dejarme doblegar, pues no vale llorar, tampoco suplicar, hay que pensar que todo pasará”. Nos vemos la semana que viene Dios mediante.

https://www.youtube.com/watch?v=cBkn-0_Gzhg

> El artículo adosado forma parte de “Experiencias Mayores”, encartado del programa “Estamos en el Aire”, a las 4:30 de la tarde, cada sábado. Breve espacio editorial ligero, canal de catarsis del desconcierto de su autor, con música a propósito del asunto que trata, entrevista y  gotas de humor.  Por http://radiorumbos670am.com.ve/, en cuya discusión los interesados pueden tomar parte por los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, por canal personal de YouTube, o aquí en  www.comunicadorcorporativo.blogspot.com



blog comments powered by Disqus