Régimen impone prohibiciones a los medios para no solucionar los problemas reales

Fecha: 21-06-2016 06:42 PM

Dalia junio

Dalia Gutiérrez *

La mejor manera para este régimen de desdibujar la realidad es a través de la prohibición. El sonido de un click de una cámara fotográfica es más peligroso que un ¡bum!, de un rifle de perdigones, más que una pistola calibre 9 mm,  así que para ellos siempre resultará mejor prohibir y ya. 

Será que el régimen cree que con la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia, la cual “prohíbe a los medios de comunicación social en Venezuela difundir imágenes de los linchamientos a los presuntos delincuentes en flagrancia”, desaparece el índice de impunidad de 98% en el 2015 estimado por la misma Fiscalía General de la República.

Lo que se pretende con esa prohibición para toda la prensa, pero en particular para los medios digitales lapatilla.com  y caraotadigital.net, es que no publiquen linchamientos “por contrariar la convivencia social, la condición humana y el Estado de Derecho, pero además la reseña de estos hechos en los noticieros crean “zozobra e incertidumbre en la población”, según el TSJ.

Por eso para el régimen lo mejor, como hacen algunas señoras flojas que limpian y dejan la basura debajo de la alfombra, ocultar la verdad de lo que ocurre, vender el sofá. Con la prohibición no logra más que eso: prohibir que el ciudadano conozca la verdad de lo que ocurre en el país, cuándo ocurre y bajo qué circunstancias suceden.

Pero estas prohibiciones a la prensa no son nuevas, y por el contrario cada vez buscarán nuevos argumentos para limitar la publicación de fotografías de saqueos y gente hurgando entre los desperdicios, porque para ellos lo importante es ocultar esta verdad a como dé lugar, lo que obviamente no soluciona ni disimula la realidad, pero veremos más adelante que lo prohibirán porque ese es el día a día en este momento de escasez, tanto de alimentos como de medicinas.

Lo cierto es que esas restricciones a la libertad de expresión no han servido de nada o por lo menos la gente no ha dejado de intentar tomar la justicia por sus manos ante la impunidad, la delincuencia, contra el hampa desatada. Las razones por las que el régimen prohíbe esas imágenes no son para evitar  enfrentamientos, tampoco son para solucionar, por el contrario, para no ver la descomposición que ha impulsado el régimen.

En el año 2010 un tribunal también prohibió a El Nacional colocar en su portada fotografías de personas asesinadas o de hacer referencia a los crímenes cometidos en el país. La crítica del periódico era la cantidad de armas de fuego sin ningún control por parte del Estado.

Desde el año 2010 hasta ahora el régimen ha presentado varios planes de seguridad, pero todos han fracasado, por lo que lejos de disminuir los delitos, porque hayan o no fotos publicadas en un periódico, ha demostrado su incapacidad para solucionar problemas de impunidad y homicidios en el país.

La delincuencia, la impunidad, la violencia y la descomposición social que en este momento sufre Venezuela se mantendrán igual porque el régimen no enfrenta el problema, sino ataca el medio que lo muestra, busca que el medio y el periodista se auto censure, quiere acabar con el mensajero o vender el sofá.

* Miembro de Expresión Libre



blog comments powered by Disqus