Insulza ¿Tendrá a mano la carta democrática?

Fecha: 12-05-2009 11:30 PM


Los dardos de Elsy

Elsy Manzanares

Venezuela está convertida en un laboratorio político donde se aplica una nueva forma de gobierno, el neo-totalitarismo; este experimento nos cuesta caro a los venezolanos, no solo en materia de estabilidad económica y política, que no tenemos ninguna, sino en la pérdida de valores de una sociedad.

 

El neo totalitarismo es tan perverso como sofisticado; no se trata de tomar el poder por la fuerza ni de tener a esbirros en la calle desapareciendo gente, no. Se quita a quienes estorban con la complicidad de las instituciones, participan además otros actores, como son los delincuentes organizados por el propio Estado listos para violentar toda situación contra la disidencia y luego, los no organizados, pero que sin embargo al crear zozobra y miedo en la población, el gobierno se hace el sordo y éstos viven en una total impunidad.

 

Solo la semana pasada Venezuela contó 268 asesinatos; expropiaciones a fincas productivas y empresas, un anuncio de cierre de otro canal de televisión, amenazas y juicios a periodistas y por si fuera poco, el presidente anuncia salirse de la OEA y crear un organismo paralelo, porque la Corte Interamericana de derechos humanos sancionó al país.

 

El señor Insulza, sin embargo, dice en una entrevista esta semana en el diario El País de España, que «es más fácil promover la democracia si se mide a todos por el mismo rasero», agrega además: «Yo, particularmente, cuando me llega un informe de un organismo por ahí que habla de la falta de democracia en Cuba, Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua, yo me pongo sospechoso»

 

Quiero decirle al señor Insulza que muchísimos venezolanos también nos ponemos sospechosos cuando lo escuchamos hablar a usted defendiendo la democracia venezolana. En esa misma entrevista se le pregunta: ¿Y no hay un retroceso de la democracia en Venezuela? «De eso ya no estoy tan seguro».

 

Es comprensible que usted no esté seguro, porque gracias a este gobierno está donde está; pero su compromiso para medir tendría que ser la carta democrática, no el mismo rasero con el que podría medir a Chile, por ejemplo; porque esa carta fue diseñada para proteger a los ciudadanos de los abusos de gobiernos. ¿O es que acaso el abuso contra los alcaldes y gobernadores electos a quienes el presidente les ha quitado sus atribuciones no es inconstitucional?. Al Alcalde Mayor le han eliminado de sus competencias: hospitales, escuelas, policías, bomberos, vialidad y el 90% de su presupuesto y con una ley «fast track» nombró a dedo a una señora, violentando así la constitución y lo más sagrado, la decisión de un pueblo. ¿No está usted todavía tan seguro?

 

Pues lo invito a Venezuela si es que lo dejan entrar, aproveche antes de que sea demasiado tarde y tenga que recoger sus palabras en contra de un pueblo entero que sufre el totalitarismo más perverso, el del siglo XXI.
 

Cero a la izquierda

Por Carlos Roa (*) Si en algo han salido reprobadas las utopías izquierdistas que se han diseminado como la plaga por nuestro continente, ha sid...

Cuba y Nicaragua: necesitamos recuperar el espacio cívico democrático

(Caracas, 20/07/2021). Las organizaciones venezolanas que suscriben este comunicado rechazan categóricamente la represión y restricciones ilegítima...

Realidad Vs Propaganda

Eduardo Orozco   La reciente explosión social que estremeció a Cuba, con serias repercusiones en la política latinoamericana y mundial, coloc...

Entre rebote y rebote la noticia se globaliza

Por Luis Zambrano  * En la medida del avance las tecnologías de la guerra y de la comunicación, la noticia se vuelve vieja, y pierde vigencia al...

Marcelino Bisbal: “El comunicador responsable no es un Pilatos que se lava las manos”

“Nuestra condición de profesionales que buscamos la verdad en el horizonte de nuestro trabajo no nos permite caer en el cinismo de quien afirma “t...